Recomendaciones para alquilar tu local con seguridad

A la hora de alquilar un local debemos preguntarnos si el local se adecua a nuestra idea de negocio. Para responder a esta pregunta tenemos que tener en cuenta una serie de puntos. ¿Es el precio el único criterio para elegir un local? No debería serlo. Para elegir el barrio donde alquilar un local pueden influir varios motivos como el tipo de negocio que vamos a implementar y conocer donde se encuentran nuestros clientes y sus hábitos de compras.  Planifica bien tu actividad y busca un local adecuado para tu negocio.

En primer lugar, hay que tener en cuenta las condiciones del arrendamiento, esto es, la renta mensual, la fianza y en algunos casos los avales bancarios. Lo habitual es abonar dos meses de fianza y el mes en curso. Recuerda hacer el pago mediante medios electrónicos, tarjeta o transferencia bancaria y solicitar el recibo o factura de pago.

En segundo lugar, es necesario comprobar que el local dispone de licencia de actividad y que en el local se puede realizar el negocio que se pretende. Esto se comprueba solicitando cita en el área de urbanismo del Ayuntamiento o junta de distrito donde se encuentre localizado el local. Allí nos dirán si el negocio se puede realizar en ese local o no y los requisitos que serían necesarios.

Los supuestos que se pueden dar es que sea necesario solicitar una licencia de actividad nueva o un cambio de titularidad (el local tiene licencia a nombre de otra persona y la actividad que se va a realizar es la misma que ya tenía) o de actividad (cuando es una actividad no peligrosa y del mismo sector que la actividad que ya se realizaba anteriormente).

En tercer lugar, hay que asegurarse que el local no deudas pendientes, ni de suministros ni con las administraciones públicas. Para ello debemos ponernos en contacto con las empresas suministradoras de la luz y el agua y comprobarlo. Si no hacemos este ejercicio y se alquila el local, asumimos las deudas que hubiera.

Lo mismo sucede con las administraciones públicas, en concreto con el Ayuntamiento. Es necesario consultar si el local dispone de alguna carga, multa o impuesto impagado. En el momento que se arriende se asumirán las deudas pendientes.

Por tanto, para evitar retrasos en el inicio de nuestro negocio y pérdidas económicas, comprueba estos puntos que os proponemos.

Si te gustó, ¡comparte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad